Cientas de personas despiden a Chicha Mariani en La Plata

María Isabel «Chicha» Chorobik de Mariani, una de las doce fundadoras de Abuelas de Plaza de Mayo, fue velada en el Rectorado de la Universidad de La Plata. Cientas de personas se acercaron al recinto a despedir sus restos.

Chicha buscó a su nieta Clara Anahí durante 42 años. La entonces bebé fue secuestrada en noviembre de 1976 por un grupo de tareas a cargo del genocida Miguel Etchecolatz.

Chicha Mariani fue presidenta de la fundación Abuelas de Plaza de Mayo hasta el año 1989, período en el que se rescataron y se les devolvió la identidad a cerca de 60 hijxs de compañerxs desaparecidxs durante la última dictadura cívico-militar.

Al respecto Emiliano Hueravilo, secretario de Derechos Humanos de la CTA Autónoma de Buenos Aires, aseguró que «este es un día muy triste para toda la Argentina. Pero Chicha nos dejó un montón de enseñanzas, entre las que destaco: seguir peleando hasta las últimas consecuencias, por eso nosotros vamos a seguir buscando a su nieta Clara Anahí y a los demás hijos nacidos en cautiverio».

Y afirmó que desde la CTA Autónoma «vamos a seguir haciendo los recorridos en las calles de la casa donde se llevaron a Clara Anahí, exigiendo juicio y castigo a los responsables de la masacre, y luchar por la recuperación de los nietos y nietas apropiadas»

«A Clara la estamos esperando muchos y muchas para recibirla y abrazarla con el amor que su abuela la buscaba», dijo Hueravilo.

Asimismo Carlos Saidman, miembro de la Asociación de Ex Detenidos-Desaparecidos e integrante de Justicia YA! La Plata, resaltó que Chicha era «una mujer que entendió que debía ponerse al hombro la inmensa responsabilidad de buscar a su nieta desaparecida, pero entendiendo que para encontrarla era imprescindible encontrar a todos los chicos y chicas apropiadas. Ella peleó por su nieta, pero siempre en el marco de pelear por el reencuentro de los mas de 500 chicos apropiados durante el genocidio dictatorial».

Respecto a la incansable lucha de las Abuelas de Plaza de Mayo, Saidman afirmó que «fueron un grupo de mujeres que iluminaron el camino, que removieron cielo y tierra para encontrar a los nietos, que lucharon inquebrantablemente por memoria, por verdad y por justicia, y que nunca le cerraron las puertas a nadie».

«Tuvimos las inmensas enseñanzas de tenerla a Chicha como compañera, una militancia en conjunto que nos ha nutrido, que nos ha enseñado, y que nos dice que tenemos que seguir, ella nos marcó el camino, sabemos para dónde tenemos que ir. Prometemos seguir buscando incansablemente a Clara Anahí Mariani Teruggi, y a los mas de 400 chicos y chicas que hoy todavía están apropiados y no conocen su identidad», concluyó Saidman.

Estuvieron presentes también el el velorio de Chicha Mariani, Hugo «Cachorro» Godoy (secretario General de ATE y secretario General Adjunto de la CTA-A, ex detenido en Centro Clandestino), Florencia Morelli (secretaria de DDHH de la CTA-A La Plata-Ensenada).

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.