Los trabajadores de Casinos serán reincorporados gracias a la lucha y a la organización

En la tarde del jueves, luego de que los Secretarios General y Adjunto del Sindicato de Trabajadores de Casinos, Lotería, Agencias e Hipódromos de la Provincia de Buenos Aires (SITACLAH-CTA), acompañados por Carlos Chile, el “Colo” de Isasi y “Beto” González se reunieran con el jefe de Gabinete de la Provincia, Alberto Pérez, quien se comprometió a reintegrar a los despedidos en sus puestos de trabajo. ACTA dialogó con Cristian Echeverría, Leandro Saint Bonnet y Carlos Chile sobre el significado de la lucha que obliga al gobierno y a las patronales a ampliar la libertad y la democracia sindical.casinos-353d7 chile
Los trabajadores de Casinos, Agencias, Hipódromos y Lotería de la provincia de Buenos Aires vienen luchando contra las patotas sindicales y las patronales desde hace meses: “Desde noviembre-diciembre del año pasado que las autoridades de la provincia no quieren reconocernos ni a SITACLAH ni a la CTA Autónoma. Entonces iniciamos una medida de fuerza, un acampe, con una carpa en la puerta del Casino de Mar del Plata. Luego tomamos la decisión, con la CTA Nacional y Provincial de levantarla y de tener nuestra propia sede. La inauguramos en Mar del Plata, pero llegamos a un cuello de botella, cuando hace alrededor de tres meses, por antojo de las autoridades de la provincia me dan de baja el contrato y al compañero Leandro Saint Bonnet lo suspenden por noventa días sin causa, inventando sumarios y cosas que no correspondían”, detalló Cristian Echeverría.

Cristian indicó que ”agradecemos profundamente la gestión de Pablo Micheli que habló con el Gobernador de la provincia de Buenos Aires. En la reunión de este jueves con el Jefe de Gabinete de la provincia, Alberto Pérez, a la que fuimos con Leandro, Carlos Chile, De Isasi y “Beto” González, manifestamos la problemática de los despidos sin causa y la urgente necesidad del reconocimiento de la CTA Autónoma dentro de los casinos de la provincia donde sí está reconocida la CTA de Yasky y un gremio que pertenece a la CGT pero no querían permitir el reconocimiento de la CTA ni de ATE (nosotros somos afiliados de ATE)”.

-¿Cuál fue la respuesta del jefe de Gabinete provincial?

– Cristian Echeverría: El ministro Pérez se comprometió a solucionar esto inmediatamente y reincorporarnos con las mismas condiciones que tienen las demás organizaciones sindicales. Esto sería que en 48 horas estaríamos dentro de todos los casinos de la provincia de Buenos Aires representando a la CTA Autónoma en todos los casinos, desde Monte Hermoso a Tigre y de Tigre a Mar del Plata, pasando por todos los casinos de la provincia. Sería para nosotros un orgullo representar a esta Central que nos ha abierto las puertas y nos sentimos totalmente convencidos e involucrados con esta causa.

-¿Cuántos trabajadores están representados por el sindicato?

– Leandro Saint Bonnet: Aproximadamente tenemos afiliados el 15%. Creo que una vez reconocidos y que estemos reincorporados y con personería gremial tendríamos el 50% de la población de casinos afiliados a SITACLAH. Cuando comenzamos a trabajar en la construcción del sindicato, muchos compañeros se acercaron porque tenemos otra forma de trabajar y esto llevó a que en mi caso me suspendieran por 90 días y que a Cristian lo cesantearan.

C.E: Venimos denunciando la situación de precariedad laboral en donde hay contratados desde hace 10 años. Durante el acampe a cada compañero que pasaba por la carpa o se acercaba a tomar un mate era sumariado sin causa alguna, solo por estar en la carpa. Los gremios, el del yaskismo particularmente, manejan todas las áreas del casino y obligan a los directores de los casinos a hacer sumarios. En vez de hacer sindicalismo para defender al trabajador, hacen echar a los trabajadores y los tienen amenazados. A mí me echaron y esto está por escrito porque los dos secretarios generales de los otros dos sindicatos amenazaron al director del Casino que si no me echaba le paraban los casinos de la provincia de Buenos Aires y lo hicieron: Dos días después que nos recibiera un funcionario, pararon todos los casinos de la provincia.

-¿Cuáles son sus principales reivindicaciones?

– L.S.B: Tenemos que recuperar los años perdidos, tenemos salarios muy bajos siendo que llevamos adelante trabajos que generan mucha riqueza. Buscamos salarios dignos. Hoy el básico es de 7.900 pesos.

– C.E: Un compañero de Mar del Plata que recién arranca tiene un sueldo quizás de 6 mil pesos de básico por 9 horas y media. Si sos amigo del poder tenés más horas extras y si no lo sos, no.

– L.S.B: La hora extra en nuestro salario no está blanqueada. Nuestras reivindicaciones son recuperar la productividad de los casinos, la parte edilicia, que los casinos formen parte de la agenda de la política provincial y no los bingos que han tenido un crecimiento terrible en estos últimos 15 años: hay 46 bingos en la provincia en detrimento de los casinos. Los sindicatos dentro de los casinos se manejan de manera feudal: el secretario general maneja todo, desde quien es el jefe hasta quien sale de vacaciones y quien no.

-¿Qué lectura hace la CTA de este triunfo?

– Carlos Chile: Estamos en un momento de crecimiento de los conflictos a nivel nacional y del crecimiento de la represión. Ayer reprimieron con una brutalidad inusual a los tareferos en Jardín América, el conflicto de la Línea 60 es testigo del maltrato y de la prepotencia con que se maneja el poder político con la complicidad de la dirigencia sindical. Este conflicto de los trabajadores de los casinos es testigo de la falta de libertad y democracia sindical. Primero que nada me parece muy importante entender que los trabajadores tienen responsabilidades, que no alcanza que el trabajo resuelva el sustento diario de la familia. El trabajador requiere de otros incentivos para poder trabajar, en esto el Che era particularmente claro cuando decía que el trabajo tendía a ser enajenante, alienante e iba más lejos, decía: ‘¿cuál es la diferencia que existe entre pegar ladrillos en el capitalismo y en el socialismo si a la hora de hacerlo me duele la espalda igual?’. Si no hay un incentivo, algo que te ayude a llevar el trabajo… Entonces es muy importante lo que los compañeros nos vienen a plantear, porque es un planteo a la sociedad toda. Dicen, los casinos están siendo vaciados y hay una mafia en connivencia con empresarios inescrupulosos que se están quedando con el juego y están malversando los recursos estatales que deberían ir a salud, a educación.

-Estos trabajadores se han enfrentado nada menos que con las corporaciones que manejan el juego que conlleva negocios multimillonarios

– C.CH: Consecuencia de enfrentarse con estas mafias en la provincia de Buenos Aires es que los compañeros llevan 90 días sin cobrar el salario. Se lo dijimos al Jefe de Gabinete que es una cuestión a resolver inmediatamente. Si no se resuelve esto tendrá que hacerse cargo porque vamos a asumir la actitud de urgencia que corresponde. Si no reincorpora a los compañeros va a seguir habiendo despidos y cada vez nos vamos a alejar más de la posibilidad de que haya libertad y democracia sindical y de recuperar el sentido real de los casinos. Y acá no estamos discutiendo si el juego es bueno o es malo, lo que estamos hablando es de los compañeros trabajadores del casino y después veremos, si los trabajadores gobernamos algún día en este país transformaremos los casinos en centros culturales pero los compañeros que trabajen allí tendrán seguramente salarios dignos y esta es la discusión.

Reclamamos la incorporación inmediata de los compañeros, el pago de los salarios caídos y la libertad y democracia sindical como lo establece nuestra Constitución y como ha fallado la Corte Suprema para que todos los trabajadores puedan elegir libremente a qué sindicato afiliarse. Hay que terminar con el vaciamiento que nos hace suponer que se esconden negocios inmobiliarios allí porque los terrenos que ocupa el casino de Mar del Plata deben ser muy apetecibles por el negocio inmobiliario y si uno ve que los techos se caen a pedazos, que las alfombras están todas rotas y que los trabajadores no tienen condiciones de trabajo, ni ropa, ni zapatos, evidentemente se están intentando, como lo hicieron en la década del ’90, vaciar para luego privatizar y quedarse con esos terrenos.

* Equipo de Comunicación de la CTA

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *