Triunfo de la Asociación Judicial Bonarense

Tras más de 90 días de conflicto, los trabajadores y trabajadoras judiciales obtuvieron un piso anual del 32,5 por ciento, y la reapertura en agosto que podría elevarlo si entre ambas partes (Trabajadores y el Estado) acuerdan que la inflación proyectada para 2016 amenace con ser superior a al 32,5 por ciento acordado. Si bien el monto no fue considerado suficiente, llevó al consenso de 16 sobre 18 departamentos judiciales bonaerenses para llegar a un acuerdo con las autoridades gubernamentales.

Al respecto Pablo Abramovich, Secretario  General de la AJB y miembro de la Mesa Provincial de la CTA Autónoma Provincia de Buenos aires destacó que “es importante resaltar que claramente en el mes de febrero hubo una intención de imponer una política salarial para todos los estatales  del orden del 25 o 26 por ciento para todo el año, y la verdad que nos costó muchísimo porque estuvimos más de 90 días de conflicto, con más de 29 días de paro y 12 movilizaciones para poder lograr que el gobierno entienda el costo político que estaba asumiendo por tener los tribunales paralizados y con la visibilización que había tomado el conflicto, requería hacer una oferta ampliamente superadora como la que hicieron en el día lunes a eso de las 20.30 y que claramente tiene que ver con la fuerza y el reclamo de los judiciales por estos días. Si ese conflicto no hubiese existido nosotros hoy estaríamos discutiendo o cerrando un aumento salarial del 25 por ciento con lo que eso implica”

En este marco los judiciales han decidido levantar las medidas de fuerza previstas para esta semana.

Consultado al respecto si tenían conocimiento de la crisis que atravesaba la gestión del desde hoy ex Ministro de Justicia Carlos Mahiques reemplazado por Gustavo Ferrari, Abramovich lo negó y agregó que “en estos escasos meses de gestión tuvimos muy poco contacto, sólo los que se dieron en el marco de estas negociaciones salariales en el último mes, en los cuales el ejecutivo había decidido que el ministro de justicia tenga un rol secundario, así que no conocíamos la interna ni tampoco los motivos de la salida del ministro. Ni siquiera tuvimos la oportunidad de establecer un perfil de para donde apuntaba su gestión porque tuvimos poco contacto. Nosotros entendemos que hubo una decisión de la gobernadora de habilitar más que nada al Ministro de Trabajo Marcelo Villegas y al Ministro de Economía Hernán Lacunza, para entablar esta negociación, dado que eran las voces fuertes. Más allá de eso hubo intentos de Mahiques y funcionarios de segunda y tercera línea para entablar conversaciones, de ofrecerse como interlocutores y la poca intervención del ministro no tuvo que ver con una decisión de la AJB sino del poder ejecutivo de no darle el protagonismo que por ahí pretendía”

El nuevo reemplazante de Mahiques es Gustavo Ferrari, quién genera recelo desde adentro de Cambiemos por ser un funcionario fuertemente identificado con el sciolismo

“Tratamos de ser cautos con los nombres propios porque en realidad para lo que nosotros son determinantes son cuáles son las políticas que se llevarán a cabo en el área de justicia, que es un área que no sólo en la provincia de buenos aires compete al poder judicial, sino que tiene que ver con el servicio penitenciario, políticas de seguridad. En eso creemos que hay una decisión política que tiene que ver más con la Gobernadora Vidal que de los Ministros, con lo cuál habrá que esperar para ver si el cambio de nombres implica un cambio de políticas, pero somos cautos con eso porque muchas veces los cambios de nombre no implican definiciones diferentes en materia de qué modelo de justicia se busca para la provincia de Buenos Aires”

Sumado al aumento docente de principios de año, Abramovich consideró este 32.5 por ciento es importante para plantear discusiones que todavía no están cerradas como la de los profesionales de la salud (CICOP), o las que se tienen que abrir en julio con la administración pública provincial.

 

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *