EN DEMOCRACIA SOLO EL PUEBLO SALVARA AL PUEBLO

Las legítimas demandas de la sociedad deben darse en el marco del Estado de Derecho, las instituciones y las organizaciones libres del Pueblo, y en particular las reivindicaciones de la clase trabajadora, la conflictividad gremial y social deben canalizarse con el diálogo y la negociación colectiva.

No hay sociedad democrática y participativa con el uso de la fuerza bruta del poder o de sectores minoritarios, más aún si la fuerza bruta dispone de armas que le otorga el Estado y con la fuerte sospecha de ser parte de la negra historia de nuestra Patria, la maldita policía, los asesinos de José Luis Cabezas o los desaparecedores de Julio López o Facundo Astudillo Castro.

Las justas reivindicaciones salariales y laborales se resuelven a través de las paritarias y la sindicalización de los sectores asalariados no organizados, para incluso saber con quién o quienes el Estado o los sectores patronales se sientan a negociar, y esto incluye a las fuerzas de seguridad. Las asonadas, acuartelamientos o intimidaciones, como sucedió en las mismas puertas de la Residencia del Gobernador de la provincia de Buenos Aires en la noche de ayer, revisten de una gravedad institucional inusitada que nos remontan a los quiebres institucionales a gobiernos democráticos del siglo XX u otros similares como el Navarrazo cordobés en 1974.

El dato indiscutible es que la inmensa mayoría de los trabajadores del Estado se encuentran por debajo de la línea de pobreza y que ello comprende a miles de jóvenes, hijos e hijas de trabajadores, que integran la Policía bonaerense. El Gobierno provincial debe de forma urgente convocar a la discusión paritaria salarial para que nuestras familias puedan satisfacer sus necesidades y evitar que las minorías mafiosas y reaccionarias se monten en los justos reclamos de los sectores asalariados.

La CTA Autónoma de la provincia de Buenos Aires hace un llamamiento a los trabajadores y trabajadoras a organizarse sindicalmente; al Gobierno a escuchar y atender las demandas de la comunidad y la clase trabajadora; y a las fuerzas gremiales, políticas, sociales, económicas y culturales a debatir propuestas para salir de la crisis en el marco de una democracia participativa y una sociedad soberana con trabajo y producción.

La Plata, 8 de septiembre de 2020.

                                                  Oscar de Isasi, Secretario General.                    Carlos Díaz, Secretario Gremial.

 

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.