El único lugar para el genocida Scilingo es la cárcel

La CTA Autónoma expresa su más enérgico repudio a la liberación del genocida Adolfo Scilingo, uno de los responsables de «los vuelos de la muerte», según el mismo confesara públicamente al periodista Horacio Vertbisky y ante el Juez Baltasar Garzón, quién ordenó su detención en España cuando Scilingo se disponía a dar una entrevista. Su testimonio además fue clave para revelar la complicidad eclesiástica, sirvió para aportar datos sobre el silencio de las fuerzas armadas en democracia y las maniobras de impunidad durante el gobierno de Carlos Menem.

El represor sólo cumplió 22 de los 1084 días de cárcel a los que fue condenado por 30 asesinatos, una detención ilegal y cómplice de otras 255 detenciones ilegales. Todos ellos delitos contra la Humanidad, según consideró el Tribunal Supremo oportunamente.

Desde 2016 gozaba del privilegio de salidas transitorias para visitar a familiares, y en noviembre del año pasado Scilingo fue liberado del centro penitenciario de Alcalá de Henares.

«Si ese genocida cree que se va a pasear impunemente por las calles se equivoca. Desde la CTA Autónoma junto a los organismos de Derechos Humanos de nuestro país como así también en España, articularemos para impedir este grave hecho y que retorne a el lugar de donde nunca debió haber salido. Cárcel común, perpetua y efectiva, ni un paso atrás», expresó Emiliano Hueravilo, Secretario de DDHH cde la CTA Autónoma Bonaernse.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.