La CTA-A repudia la prisión domiciliaria del genocida Demarchi y exige su inmediato traslado a una cárcel común y efectiva

Desde la CTA Autónoma de Buenos Aires repudiamos el beneficio otorgado a Gustavo Modesto Demarchi de la prisión domiciliaria, y exigimos se revierta dicho beneficio para que el líder de la CNU (Concentración Nacional Universitaria) en Mar del Plata y responsable de la muerte de compañeros en los años previos a la dictadura genocida vuelva a cumplir su condena a prisión perpetua en cárcel común y efectiva.

Gustavo Demarchi, integrante de la justicia federal local durante los años previos al golpe genocida, y con fuertes lazos políticos con el poder judicial bonaerense, fue condenado a prisión perpetua por encontrarlo responsable de liderar una asociación ilícita dedicada a perseguir y asesinar a militantes por su ideología utilizando al Estado para poder llevar adelante los crímenes y ocultar los mismos.

El tribunal encontró pruebas suficientes de que el ex fiscal lideraba la CNU responsable del asesinato de Silvia Filler y de la persecución constante de militantes del campo popular en diferentes ciudades del país, teniendo como uno de dichos lugares la ciudad de Mar del Plata.

Entre los crímenes atribuidos a la CNU figuran los de la llamada “Noche del 5 por 1”, cuando fueron asesinados Jorge Enrique Videla, Guillermo Enrique Videla, Jorge Lisandro Videla, Bernardo Goldemberg y Enrique “Pacho” Elizagaray. También se atribuye al mismo grupo los crímenes de la entonces secretaria general de la Universidad Católica, María del Carmen “Coca” Maggi, Jorge Stoppani y Daniel Gasparri, secuestrados y luego asesinados.

Exigimos se revoque el beneficio de la prisión domiciliaria, porque el único lugar para un genocida es la cárcel común y efectiva.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.