¡Con hambre no se puede aprender!

Ante los anuncios de la gobernadora María Eugenia Vidal en Lanús junto al intendente Nestor Grindetti, los trabajadores de la educación y auxiliares exclaman que el aumento escalonado para el Servicio de Alimentación Escolar de $30 al cupo por alumno del comedor en septiembre y $33 en octubre es absolutamente insuficiente ante la grave situación que atraviesan les niñes y adolescentes en las barriadas.

Al respecto desde ATE, la FEB y el SUTEBA de Lanús se expresaron en contra de una nueva medida hambreadora de Vidal y su gobierno. En ese sentido una docente de la Escuela 35 de Lanús, aseguró que «en este comedor han prohibido que viniera la secundaria a comer, les han sacado el derecho a comer a los chicos de secundaria».  Y agregó que «en cuanto a primaria no han bajado cupos pero si la cantidad de comida, que es insuficiente. Hoy por ejemplo se come ravioles con salsa de cebolla y tomate nada mas, y de desayuno leche con una magdalena por chico».

«Estamos recibiendo cantidades que no alcanzan, no son suficientes, y que para el chico no tienen nada de valor nutricional. Mucho zapallo, batata, papa, pero nada de carne, ni de pollo. La situación ha empeorado y no hacen nada por solucionarlo», apuntó.

Asimismo un profesor de la Técnica Nº 4 de Lanús, resaltó que «es terrible la falta de alimentos que está habiendo en nuestras escuelas. Donde muchos de los pibes tienen su única comida del día, hoy se están repartiendo cuatro galletitas surtidas por pibe. Lamentablemente estos chicos se quejan de que no comen. Es terrible y hay que decretar la crisis alimentaria urgentemente».

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.