La reforma impositiva impacta sobre las jubilaciones

Las reformas impositiva y laboral impactan directamente sobre las jubilaciones, pensiones y demás prestaciones sociales que de las que son beneficiarias mas de 17 millones de argentinxs.Con la modificación de la ley de movilidad implicaría para el año próximo aumentos en los haberes en unos 10 puntos inferiores a los que resultaría de mantenerse la actual fórmula. De esta manera se estima que en lugar del 24%, los aumentos bajarían al 14 o 16%, y en consecuencia lxs beneficiarixs de esas prestaciones no recuperarían la pérdida de 2016. Con ese cambio el Gobierno pagaría, en 2018, entre $ 120.000 millones y $ 140.000 millones menos en jubilaciones, pensiones, asignaciones familiares y AUH, entre otras prestaciones, lo que sería clave para financiar el resto del paquete impositivo.

Al respecto Olivia Ruiz, secretaria de Previsión Social de la CTA Autónoma bonaerense, luego de aclarar que “mas del 70% de los jubilados hoy cobra la jubilación mínima, que ronda los $7500”, aseguró que las reformas significarían “menos ingresos para los jubilados, mas aporte de los trabajadores, menos condicionamiento a los patrones y un sistema previsional deteriorado”.

Ruiz afirmó que lo que el Gobierno quiere hacer es “deteriorar el sistema previsional para transformarlo en insustentable y lograr el quiebre del sistema para volver a una capitalización para unos pocos que puedan pagarlo y un subsidio a la vejez, que ya está implementado a través de la Pensión Universal para Adultos Mayores (PUAM), que ronda los $6000”.

“Esto está inmensamente ligado a la reforma laboral, a la reforma impositiva y al quiebre del sistema previsional. Y sobre todo a la intención de disciplinar a los Gobernadores a través de la ‘Armonización de la Caja'”, resaltó.

Por último remarcó lo importante que es para lxs trabajadorxs defender el Instituto de Previsión Social. “Teniendo en cuenta que un importante porcentaje de trabajadores asalariados del país capitan el IPS de la provincia de Buenos Aires, si se impide que se transfiera el IPS impedimos que nos quiebren el sistema. Al sostener la caja estamos resistiendo también a la reforma previsional”.

De esta manera si se aprueban estos cambios, el menor financiamiento de la Seguridad Social obligaría a mayores cambios, entre los que se mencionan un eventual aumento gradual de la edad jubilatoria y modificar hacia abajo el cálculo de las futuras nuevas jubilaciones.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *