La Unión Solidaria de Trabajadores y otras empresas recuperadas se movilizaron al Ministerio de Trabajo

Organizaciones vinculadas a empresas recuperadas y de la economía social se movilizaron al Ministerio de Trabajo para demandar respuestas a la crisis que les provoca entre otras cuestiones tener que afrontar la suba de los servicios. Dialogamos con Mario Barrios, de la Unión Solidaria de Trabajadores y Secretario de Acción Social de la CTA-A.ust banderas
-¿Cómo surgió esta iniciativa?

- Semanas atrás tuvimos un encuentro en la UTN de Avellaneda de empresas autogestionadas para discutir nuestras problemáticas, de ahí surgió la iniciativa de demandarle al Ministerio de Trabajo que nos extienda beneficios con los que ya cuentan otras empresas como es por caso el del Repro. Además, también solicitamos que se nos aplique la tarifa social ya que es insostenible para nosotros pagar los aumentos de luz, agua, gas, teléfonos.

-¿Quiénes participaron y qué le dijeron al Ministerio?

- Estuvimos presentes compañeros de ANTA, de la Ctep, Fol, FPDS, Movimiento Nacional de Empresas Recuperadas, entre otros y la verdad es que no nos atendieron. Además, montaron un operativo policial desmedido, con carros hidrantes, un montón de efectivos de infantería, todo muy intimidante. Nos provocaron y hubo algunos forcejeos y corridas y por ello decidimos en una asamblea que hicimos en el lugar retirarnos para no poner en riesgo la seguridad de nuestros compañeros y compañeras y formar una comisión que entregue el petitorio al Ministerio. Por otra parte, decidimos seguir en consulta permanente para futuras acciones.

-¿Cuál es el efecto que tiene la suba de tarifas en las empresas?

- Se nos hace prácticamente inviables, fijate que empresas que pagaban entre 15 y 20 mil pesos de facturas de luz, ahora les está llegando entre 60 y 80 mil. Además hay que tener en cuenta que ya veníamos de la crisis de estos meses que influye en la producción y los costos de nuestros insumos se multiplicaron. Para colmo, nos piden una reconversión tecnológica para disminuir la demanda de energía. Nos toman el pelo, como si fuéramos una multinacional que un día decide modernizar su línea de producción.

 

 

Fuente: Miguel Aguirre en agenciaacta.org

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *